jueves, abril 05, 2012

Ciclo Muertos Vivientes Parte VI (Twitts de la Media Noche II)



13 May
@CabezadeTuor Tuor

72 Zombis, jajajajajaja, siempre nos causó risa esas historias de películas. Los pusimos a bailar Thriller y le inventamos un montón de causas.

72 No pensábamos que en cierta manera fueran a ser reales y los vimos deambular por las calles y nos tocó huir desesperadamente de ellos.


73 Tras la escasez de comida y poca agua potable, las personas entraron en un frenesí insano. Rompían, robaban, golpeaban, gritaban y gruñían

74 Los médicos decían que era una descompensación cerebral, que les había desconectado el lóbulo frontal del cerebro primitivo.

75 Sin conexiones cerebrales humanas andaban con instintos animalescos royendo y destruyendo todo lo que había a su paso, alimentándose de todo

76 Las ratas y los insectos fueron la dieta básica de todos, tanto de los infectados como de los que permanecíamos inmunes.

77 A diferencia de ellos no llegamos a comer carne humana. El hambre era voraz y caer en la locura era fácil, pudimos encontrar un antídoto.

78 Poco a poco familias enteras fueron sucumbiendo, cuerpos mordidos y desgarrados yacían en las calles, los lamentos lastimeros fueron música.

79 Al igual que en las películas quienes permanecíamos inmunes nos reagrupamos en viviendas de dos plantas, atrincherados y peleando.

80 Muchos del grupo fueron devorados en las expediciones por comida, cada vez nos tenían más cercados, sin telecomunicaciones ni electricidad.

81 Imágenes espantosas de bellas mujeres del norte por las calles con ropas raídas y piel macilenta invitándote con lujuria a un beso de muerte.

82 Después de tres años de lucha por sobrevivir sólo recuerdo los rostros vivos de los últimos seis compañeros que resistieron conmigo.

83 Cuándo detectamos el antídoto que evitaba que la desesperación afectara nuestro cerebro y dejara comandando la parte animal fuimos por ella.

84 De eso hace ya 8 meses que parecieron años. La lucha por la posesión de lugar no fue sencilla. Pero lo logramos apresando a sus dueños.

miércoles, enero 25, 2012

Ciclo Muertos Vivientes Parte V (Twitts de la Media Noche II)


1 may
@ Cabezadetuor Tuor

59 Recuerdo días más apacibles. Noches de balcón con sonidos de Bumburi, Draco, Silvio, acompañados de una inocente guitarra.

60 Voces alcoholizadas que como espeso humo se elevaban entre notas de esperanzas.

61 Repetíamos incansablemente que todo ardía si se le aplicaba la chispa adecuada. Pero todo ardió para convertirse en un infierno.

62 En ese momento no había miedos. Nos reíamos de los golpes de la vida esperando los mejores tiempos.

63 Pero dicen que antes del amanecer la noche se hace más oscura y no intuimos que tan negra iba a ser.

7 may
 @Cabezadetuor Tuor

64 Inicialmente fueron unos calores insoportables, los científicos afirmaban que se debía a las tormentas y erupciones solares.

65 Pasado el tiempo fueron apareciendo los terremotos, al parecer aislados entre sí, todo dentro de los procesos normales del planeta.

66 Los terremotos traían consigo los tsunamis y las explosiones de los grandes contenedores energéticos de la humanidad.

67 Luego empezaron las lluvias, las inundaciones, las pestes y las migraciones. Día a día aumentaban las imágenes de pueblos inundados.

68 No había forma de escapar, la naturaleza había enloquecido y oficialmente todos esos fenómenos eran comunes y nada extraño sucedía realmente

69 Nos preocupaban los volcanes, esos grandes monstruos guardaban silencio sin dar señal alguna de sus intenciones.

70 La humanidad ya había sucumbido en la desesperación. La comida escaseó y las ciudades no tenían cómo abastecerse, el invierno acabó con todo

71 Terrenos inundados, vías inservibles, campesinos mendigando en las calles de las ciudades y los mercados cada vez más vacíos.

lunes, enero 16, 2012

Ciclo Muertos Vivientes Parte IV (Twitts de la Media Noche II)


18 abr
@Cabezadetuor Tuor

46 Dormí encima de un árbol no se durante cuánto tiempo. Huyendo del peligro encontré el terror en mis sueños.

47 Los hombres saltaban sobre sí con botellas y con palos; sus cuerpos se abrieron y una fuente roja inundaba el polvo de las calles.

48 El terror invadió mi alma, la violencia brotaba en cualquier esquina, los prójimos se acababan con palabras, con las manos, con lo que fuera

49 Se pensaba que eran eventos aislados, la tensión en la atmósfera indicaba que no era nada pasajero, la sangre había empezado a hervir.

50 Al principio se mataban entre sí con palos y piedras. Poseídos por la ira, motivados por la envidia, cobraban el otro sus carencias.

51 Los brotes de rabia se generalizaron cada vez, hasta que en medio del desenfreno llegaron a beber la sangre de sus víctimas.

52 Mis sueños me llenaron de pánico. Ni siquiera al despertar me sentí seguro ¿cómo no caer en la locura ante la realidad de este mundo?


19 abr
@Cabezadetuor Tuor

53 Al retornar a la realidad todo fue confuso, como lo fue el inicio de esta hecatombe. Ciudades arrasadas por una humanidad hambrienta.

54 Comenzaron a colaborarse entre sí, inicialmente, luego empezó la verdadera escasez y ya el dinero no valía.

55 Los que lo atesoraron en grandes cantidades no podían comerlo, nadie quería cambiar alimentos por papeles infectos.

56 No existía precio alguno por el agua, ya ninguna era potable ni la que caía del cielo, ya no era esperada como una señal de esperanza.

57 Una noche no hubo más telecomunicaciones y luego se fue la energía y de esa oscuridad en adelante todo fue locura.

58 Una extraña conducta animalesca se tomaba a los refugiados de las ciudades. Esto fue peor que ir a la guerra. Ya ni la muerte era un alivio.

jueves, diciembre 01, 2011

Ciclo Muertos Vivientes Parte III (Twitts de la Media Noche II)


Cabezadetuor Tuor
24 La única esperanza del materialista es la caja en la que se convertirá en polvo. La del ser espiritual es su Fe.
1 mar 



@Cabezadetuor Tuor
30 mar

25 No podía creer que encontrara una pared de niebla en esta ciudad, más adentro más espesa hasta sólo verte las manos.

26 Entré con temor. Sigilo sobre los andenes. Un aparente silencio y el miedo que bajaba como sudor.

27 Trataba de recordar hacía dónde tenía que ir, tenía esperanza de encontrar lugar seguro.

28 Y de nuevo los gemidos, los aullidos y seguido los gritos de espanto y dolor.

29 No sabía si correr, cuanto más avanzo más espesa, más blanca y más oscura.

30 Todos los tiempos son el mismo tiempo, hacia adelante y hacia atrás, acciones inciertas.

31 Doblé una esquina, pude encontrar una señal que indica la salida de esta urbe que siempre ha apestado a muerte.

32 Debía volver al campo, ver la hierba y comer del árbol y de la mata.

33 Las imágenes de hordas hambrientas rompiendo vitrinas y volteando carros en las calles quebraron con la cordura.

34 Luego fue la gasolina, todos querían salir, pero habían bloqueado las puertas de este laberinto.

35 Hay que tener cuidado, ya no hay agua y lo único que les calma la sed es la sangre. Se alimentan de la carne.

36 Construimos el Gran Mausoleo y nos está enterrando vivos, se alimenta de nosotros y parece no saciarse.

37 Quedarse en las casas era un suicidio, salir era hacerle frente a la muerte y no esperarla cobardemente.

38 Afuera los gritos recordaban el suplicio, esperarla o enfrentarla.

39 Arrastraban las piernas llagadas y la garganta esquelética de la ansiedad. Miradas desorbitadas y un deseo mortal, la ventana de la muerte.

40 Roían las cortezas creyendo que la sabía les aliviaría sus angustias. Ya no pueden pesar las consecuencias de sus acciones.

41 Todos creímos que iba a ser fácil, asumir la armonía, la unidad, la caridad y la pureza al asumir el entendimiento.

42 El Individuo ya había hecho el daño, no nos interesa remediar nuestras acciones, creímos en la clave de la indiferencia, de la anulación.

43 Los vi salir de entre los arboles oscuros de los despojos de un parque, ya no habían dientes, pero sí unas uñas fuertes.

44 Desgarraban a los infortunados, todos morían por participar del festín, y yo huía sobre carros y camiones, entre escombros y huesos.

45 Y volví a pensar en lo que dirán los muertos de los vivos: Ahora quieren escapar, ahí están encerrados en el cuerpo de su deseo.

sábado, octubre 22, 2011

Ciclo muertos vivientes parte II (Twitts de la Media Noche II)

Ciclo muertos vivientes parte II
Cabezadetuor Tuor 

9 Como sombras que no reconocen el objeto que las proyectó deambulan por las calles pensando simplemente en el pan.

10 Gritan por comida, aúllan por bebida, pero parece que ni lo uno ni lo otro les sacia la ansiedad. Tal vez no se han dado cuenta qué desean.

11  En el borde de la noche los oigo gritar, ellos creen que cantan, ya no diferencian los sonidos lastimeros.

12 Cuando se convive con el dolor y la pena te acostumbras a la miseria, siembras sus semillas para que no falte en la vida de todos.

13 Una noche que caminaba aturdido entre tanto caos, deseé me alcanzara el destino de esa sociedad, ya me había acostumbrado a sus aullidos.

14 Bebí con ansias de su realidad y me embriagué, rodé por corredores y vi como el sufrimiento me rasgaba la piel.

15  Me vi a mi mismo lamer de suelo para vivir, si eso lo era, inhalé vapores pestilentes que me recordaron la humanidad.

16  Me acostumbré a caminar llagado, a arañar el cemento con los huesos de mis pies. Quise cargar con el peso de mis decisiones para entender.

17 Entendí perfectamente lo que un desposeído carga en los jirones de su alma. Supe que desde arriba todo parece un juego.

18 Y comprendí que desde abajo es imposible escuchar los grandes coros, el oído ha sucumbido ante la estridencia de los lamentos.

19 Decidí abandonarlos, librarme de la embriaguez que me producían. Volví a mi caluroso cuarto abastecido de lo que me significaba seguridad.

20 Pero que va, cuando se es sensible es imposible librarse de la herida que causa el sufrimiento. Cuando ves a través del otro nada es igual.

21 No pude volver a vivir tranquilo, no puedes acercarte al fuego y pretender que no se resienta la carne.

22 Anoche me perdí otra vez entre ellos, pero esta vez no compartí su sed. Quise impregnarme de su existencia para hacer la mía más llevadera.

Esta recopilación fue publicada en la Revista Digital teXtículos Edición 4. 





Cabezadetuor Tuor 
23 El Muerto provoca el retorno del pasado, llega sonriente pero poco a poco se convierte en una nostalgia que deriva en llanto.