domingo, marzo 23, 2008

De Carrillo a Nariño

Dediqué un día de esta semanilla de vacaciones a hacer un recorrido por parte de las poblaciones del Bajo Sinú, partiendo desde Carrillo, corregimiento en donde vivo perteneciente al municipio de San Pelayo, hasta el corregimiento de Nariño en el municipio de Lorica.
A lo largo del recorrido que iniciamos 7 caminantes a las 6:00 de la mañana pasamos por las poblaciones de Boca de López, Sabananueva, Los Gómez, Mata de Caña, Sarandelo, Cotocá Arriba y Palo de Agua.
El pedaleo lo iniciamos a lo largo de la margen derecha del río Sinú por caminos polvorientos rodeados de árboles, el cual nos llevó hasta Mata de Caña en donde cruzamos el planchón hacia la margen izquierda por donde continuaríamos el viaje hasta Nariño.
A lo largo del trayecto encontramos numerosos playones de río, los cuales se hacen visibles en esta época del año en donde las lluvias son casi nulas, y el nivel del Sinú baja considerablemente dejando ver los tramos de arenas en las zonas más bajas, y otorgándole alivio a las familias ribereñas, que ubicadas en lo que anteriormente eran ciénagas, sufrieron grandes perdidas durante las inundaciones del año pasado ocasionadas por el fuerte invierno.
Las ciénagas que antes se unían con el río en la época invernal, han sido desplazadas lejos del Sinú, puesto que la colonización ha hecho que cada vez más el espacio que le corresponde sean rellenados por tierra para extender fincas o para construir viviendas, disminuyendo así la extensión de estos espejos de agua.
En Palo de Agua llevados por la curiosidad entramos al templo católico de la localidad, en donde se atesora una reliquia religiosa bastante peculiar, se trata de lo que ellos llaman “La Virgen del Caracol”, se trata de una imagen de María y su hijo Jesús que cada vez es más clara dentro de la concha de un caracol que fue encontrado hace muchos años por una nativa.
Aunque no soy católico ni comparto la fe ciega como único método de creencia, debo reconocer que la imagen es bastante clara y definida a simple vista detrás de la urna de vidrio en donde la guardan las religiosas del templo. Dicen que esa es la imagen sin retoque alguno de la Virgen y que hace milagros y cumple peticiones a cambio de mandas o sacrificios.
Despuecito del medio día y de tanto parar a descansar llegamos a Nariño, nuestro punto final en donde un amigo se iría a conocer con su hermana melliza a la cual no veía desde hacia más de 12 años y en donde además conoció a otra hermana que tiene 17 años y que no había visto nunca, pero esto es otro cuento.
Allí bebimos chicha de maíz y comimos arroz de fríjol con revoltillos de icotea y de bagre, comidas típicas de la Semana Santa en mi región, acompañada por una ensalada de remolacha que no me comí (me sabe a tierra). A las 3:30 de la tarde iniciamos el camino de regreso, aunque pedaleamos más rápido tuvimos más inconvenientes, puesto que cruzamos el planchón en Nariño hacia la margen derecha con el fin de retornar por caminos no recorridos y encontramos que habían zonas en donde no habían caminos aptos, por lo que en Palo de Agua tuvimos que retornar a la margen izquierda y hasta Sarandelo fue que pudimos volver a la margen izquierda, bastante retrazados por la cadena de una de las bicicletas que se rompió por segunda vez, y así nos tomó la noche en el camino de vuelta, acompañados por la luna llena que saltaba a un lado y al otro de nosotros mientras avanzábamos a lo largo de los curveados caminos que corren a lo largo de la rivera del Sinú, llegando casi a las 8:00 de la noche a la casa con las nalgas lo suficientemente adoloridas como para sentarnos cómodamente.
Palo de Agua, la tierra de mi coterraneo el de la República de la Vitualla

Acá en una de las playas del Sinú
Al fonde se ve parte de las ciénagas de la margen izquierda del Sinú, y lo que se ve en primer plano es todo lo que ahora es finca y que antes fue agua.

6 comentarios:

Fausto dijo...

así que hubo bastante que hacer en semana santa, que vacano!

No leí todo el post, aunque es necesario, pero tengo un bombazo en la cabeza que no me deja pensar jaja...

Te mando un saludo; ahhhh por cierto, esas mantras que me diste la última vez que nos vimos no tenía sino cuatro pieles... tenazzzzzzz

LULLY, Ref. al desnudo dijo...

Tour, cada vez que veo tus imágenes de tantos paseos, me convenzó aún más que Colombia es muy rica y hermosa, mirese por donde se mire.
Me quedé con deseos de saber las reacciones y la experiencia de ser testigo de ese encuentro familiar de tu amigo con la melli y la hermana. Buen recorrido y pareces todavía un soltero armando paseos y disfrutándolos con tus amigos.

Un abrazo y me saludas a tus amigos!

El Principito dijo...

He aquí algunas imágenes de mi reflexión...

abrazos

Karim K dijo...

Que bonitas Fotos, se nota que fue un paseo inolvidable, aunque no les envidio las posaderas despues de ´pasar buena parte del dia en bicilceta y en caminos donde lo que prima no es el asfalto, la foto que esta borrosa es la de la virgen?

Astrolabio-jsa dijo...

¿Qué más se quiere en un día de vacaciones, Tuor?
Queda pendiente la historia de la que nos dejaste con intriga.
Hermosísima, la última fotografía del anocher.

leugim divad dijo...

bacano hermano que se pasara por mi pueblo .
un dia de estos me les pego a su recorrido . me va a tocar comprar biscicleta.
midde_metal@hotmail.com.

nota soy cordobes y no conosco moñitos.. seria un buen destino